Cómo combatir un resfriado durante el embarazo

Cómo combatir un resfriado durante el embarazo

Si un resfriado es algo incómodo de por sí, para una embarazada es más molesto aún y, lo que es peor, más frecuente y duradero. Durante el embarazo, el sistema inmunológico disminuye ligeramente para evitar que el cuerpo rechace al bebé. Esto hace que puedas enfermar más fácilmente. Por suerte, un resfriado común no se suele alargar más allá de los siete días (tal vez un poco más durante el embarazo), pero en cualquier caso recuerda que no has de automedicarte pues, aunque el catarro no afectará al feto, muchos de los fármacos que suelen tomarse para aliviar sus síntomas sí podrían hacerlo.

En tu estado, tu cuerpo debe luchar contra la infección con mucho reposo y algunos trucos que te describimos a continuación:

  1. Toma abundantes líquidos, para compensar los que estarás perdiendo a causa de la posible fiebre, el sudor y la abundante mucosidad: además del agua, te vendrán bien las infusiones como el tomillo o el roibos, los zumos naturales de naranja y de limón (Vitamina C), las sopas nutritivas …
  2. La congestión nasal mejora mucho con los lavados de agua marina o suero fisiológico. Los puedes repetir tantas veces como lo desees. También funciona el remedio de toda la vida de colocar una cebolla cortada en la mesita de noche. Sus vapores contienen propiedades calmantes y antibióticas.
  3. Para la fiebre esporádica, te puede venir bien una ducha o baño tibio, tomar bebidas frías y no abrigarte demasiado. Procura bajar la temperatura de forma natural. Como la fiebre puede producir daños en el embarazo si supera los 40 grados o los 38 durante más de un día, acude al médico en estos casos.
  4. Evita la sequedad del aire con un humidificador en frío en tu habitación. Si no tienes, un plato de agua hirviendo antes de acostarte ayudará a restablecer la humedad durante la noche.
  5. Ponte un almohadón o dos elevando tu cabeza cuando te acuestes. Te ayudará a respirar mejor por la nariz. Hay tiritas nasales que no contienen fármacos y ayudan a abrir las fosas nasales.
  6. Procura mantener la temperatura ambiente en torno a los 22 grados. Un sobrecalentamiento que te hará sentirte más incómoda. Además, hay que evitar los cambios bruscos de temperatura.
  7. Para aliviar la tos y el dolor de garganta, tómate zumo de limón rebajado con agua tibia y endulzado con miel. También te pueden ayudar las gárgaras de agua salada tibia.
  8. Descansa todo lo que puedas. Esto no acortará tu resfriado pero te ayudará a sentirte mejor, sobre todo los días centrales en los que la enfermedad se hace más evidente

En cualquier caso, si los síntomas se te hacen insoportables, hay opciones naturales que te ayudarán a sobrellevarlo y que son perfectamente compatibles con el embarazo e incluso, con la lactancia. En Farmacia Alaminos Arellano de Salobreña siempre recomendamos:

 

  • El Jarabe Aromaforce Respiración Fácil de Pranarom. Ayuda a mantener una salud respiratoria óptima, calma la irritación de la garganta y descongestiona. Es un jarabe totalmente natural, elaborado a base de aceites esenciales ecológicos de Eucalipto radiata, Eucalipto mentolado, Abeto balsámico, Anís estrellado y  Canela de Ceilán, es rico en propóleo y no contiene menta ni mentol ni sacarosa.

 

  • Si te duele la garganta, el Spray Garganta de Pranarom, alivia, desinfecta y refresca. Con aceites esenciales seleccionados por sus propiedades beneficiosas en casos de irritación y ronquera. Reforzada con propóleo y yemas de grosellero negro. Apto durante el embarazo y lactancia, y niños a partir de los 3 años.

  • El spray nasal Allergoforce se utiliza en el tratamiento sintomático de la congestión nasal, como en caso de rinitis alérgicas y rinofaringitis. Descongestiona y limpia la nariz al eliminar la mucosidad, fuente de contaminación bacteriana, al mismo tiempo que evita la deshidratación de la mucosa. Produce sensación de frescor gracias a la presencia de aceites esenciales. Los aceites esenciales de Hierba lombriguera, Manzanilla alemana, Manzanilla romana y Pimienta negra son conocidos por sus propiedades curativas, refrescantes y balsámicas. El spray nasal Allergoforce no es adictivo. Permitido durante el embarazo y la lactancia.

  • El spray purificador desinfecta, purifica y sanea el aire, proporcionando un ambiente sano gracias a los aceites esenciales seleccionados rigurosamente por sus propiedades antivirales, antibacterianas y antisépticas. Y gracias a la nueva tecnología de difusión utilizada por Pranarôm, las partículas quedan suspendidas en la atmósfera para mayor eficacia. Eficacia probada.

Fuentes: PranaromGuía del niño y Bebés y más

 

 

No Comments

Post a Comment